Venezuela: libre de pesca de arrastre

La pesca de arrastre es un método no selectivo en el cual se arrojan redes al mar para obtener grandes cantidades de determinada especie que se quiere comercializar. El problema es que en la red no solo queda atrapada la especie deseada, sino también otras que no son de consumo humano y son devueltas al mar muertas. Por esto, además de contaminar el mar, la práctica pone en mayor riesgo a muchas especies que están en peligro de extinción.

Desde el año 2008 el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, estaba alertando sobre el impacto que tenía este tipo de pesca en el ecosistema, llamando a cambiar este método “capitalista” por uno más amigable con el medio ambiente: la pesca artesanal. Es difícil saber las verdaderas razones por las cuales hizo este llamado, ya que en los últimos diez años esta es prácticamente la única política pública emitida a favor del ambiente. Sin embargo desde el 14 de marzo de 2009 la pesca de arrastre se prohibió mediante ley en todo el territorio nacional.

Se espera que con esta prohibición se proteja la biodiversidad y se reduzca el impacto que produjo la pesca de arrastre en los ecosistemas marinos, además de impulsar la economía y mejorar la calidad de vida de los pescadores artesanales. Por ahora, lo que se ha visto es un alza en los precios de los productos marinos y una relativa escasez, a pesar de que las autoridades aseveraron que la pesca de arrastre solo constituía el 6% de la producción nacional.

Esta ley es sin duda un gran avance en el tema ambiental, sin embargo debe ser acompañada de otras medidas complementarias que ayuden a lograr el objetivo deseado: proteger el medio ambiente y la biodiversidad. Siendo uno de los 10 países con más biodiversidad del planeta es nuestra responsabilidad tomar acciones concretas.


Comments are closed.

ss_blog_claim=09f600f8621dcbdcc85df20ccc1d59ab